Bodegas y enoturismo: propuestas para disfrutar de un otoño entre viñedos riojanos

Publicado en buscar.viajes

El pasado 21 de octubre el Consejo Regulador Denominación de Origen Calificada Rioja daba por concluida la vendimia del presente año 2014. Los datos preliminares, aportados por los Servicios Técnicos del Consejo, auguraban una mejor producción vitivinícola con respecto a 2013, tanto en cantidad como en calidad, con 434 millones de kg de uvas recolectadas en las 61.536 hectáreas dedicadas a viñedo por este organismo, 398 millones de uvas tintas, y 36 millones de uvas blanca.

Fuenmayor 2
Viñedos en Fuenmayor, La Rioja

Tan sólo hace unas semanas conocíamos que, coincidiendo con la temporada de recolección de la uva, que se inició a comienzos de septiembre con las variedades más tempranas de la uva blanca, el turismo aumentó un 11% más que en septiembre del año anterior, con 78.691 visitantes . Este auge del enoturismo supone una potencialización importante de las empresas vinculadas al sector, como se desprende del hecho de que cada vez son más las bodegas y viñedos que apuestan por las visitas turísticas como parte del proceso de producción y venta del vino en el que éstas están inmersas.

Si no se ha podido visitar esta zona durante la vendimia, asistiendo a las diferentes propuestas enológicas y, por supuesto, culturales nacidas al amparo de la misma, aún se está a tiempo de disfrutar del espectacular colorido que, a modo de sugerentes pinceladas, decoran los viñedos que tiñen los paisajes otoñales de esta región.

Partiendo de Haro, que capitanea el grupo de comarcas que componen La Rioja Alta, hasta Alfaro, siguiendo el curso paralelo del Ebro, se pueden elegir distintas opciones turísticas que tienen como común denominador la visita a bodegas y/o viñedos, la participación en los procesos de espergura o recolección de la uva, e incluso, la celebración de eventos de empresa, un reto al que se han apuntado empresas como Bodegas Baigorri, Bodegas Bilbaínas, Ontañón Bodega-Museo y Campo Viejo, entre otras.

Hasta la celebración de grandes eventos tiene cabida en el seno de los programas de enoturismo que presentan algunas bodegas. Sin duda, un marco incomparable para aquellos que no quieren renunciar a su pasión por el vino  el día más importante de su vida.

Si planeas perderte entre viñedos, te traemos aquí una selección de bodegas que han hecho del enoturismo su carta de presentación por medio de actividades que van más allá de las tradicionales visitas a las instalaciones, propuestas que no debes pasar por alto si eres un amante de este suculento y milenario caldo.

En San Vicente de la Sonsierra se ubica la Bodega Contador, que ofrece visitas de un día de duración dedicadas al turismo del vino, con actividades que incluyen un almuerzo al más puro estilo campestre o un paseo en globo sobre los propios viñedos. El paseo en globo es un reto que también ofertan las afamadas Bodegas Muga, en las que, además, tienes la posibilidad de fletar un globo para hacer viajes individuales o en pareja, convirtiendo tu experiencia en una sensación única,  siempre y cuando la economía lo permita.

viaje-en-globo-Muga
Viajes en globo que ofrecen las Bodegas Muga. Foto: Bodegas Muga.

Degustar comidas en los propios viñedos son otra de las propuestas por las que han apostado Bodegas Cune, donde tras el tradicional paseo entre vides, se puede tomar un picnic en un refugio de madera y metal destinado al efecto. Incluso algunas de ellas pugnan por ofrecer alojamiento en el seno de sus instalaciones para aquellos que quieran pasar unos días en pleno ambiente vitivinícola. Es el caso, por ejemplo, de la Bodega Vinícola Real, que pone a disposición de sus visitantes el Hotel-Bodega Casa del Cofrade. También los Herederos de Marqués de Riscal  vienen pisando fuerte con el Hotel Marqués de Riscal, diseñado por el prestigioso arquitecto Frank O. Gehry, autor del Guggenheim de Bilbao.

Otra opción a tener en cuenta es la de las Bodegas Amézola de la Mora, que, además de visitas guiadas y los consabidos cursos de cata, ofrece actividades interactivas que forman parte del propio proceso de producción del vino, actividades que también llevan a cabo otras bodegas como Finca Manzanos. Pero, quizá, lo más interesante sean las representaciones teatrales que ofertan, así como los paseos a caballo o en bicicleta entre los viñedos, un desafío turístico que también han incluido empresas como Bodegas Corral, Finca de los Arandinos, y Bodegas Roda, aunque éstas últimas han apostado por el Land Rover como medio de transporte para realizar la visita.

Original nos parece la simbiosis que proponen las logroñesas Bodegas Francos-Españolas, que han conjugado enología y moda a través de la celebración del Día de la Moda con David Delfín, en el que se podrán ver las últimas tendencias de este diseñador amenizadas con el sabor de un buen vino.

Y es que dentro del enoturismo encontramos actividades tan asombrosas como la celebración de conciertos de música en vivo en el propio entorno de la bodega, sin duda una apuesta arriesgada que han hecho empresas como la archiconocida Dinastía Vivanco. Incluso, si quieres algo diferente y completamente personalizado, Bodegas Campillo ofrece la posibilidad de crear actividades a la carta siguiendo tus gustos y deseos. Una elección sólo apta para los turistas más exquisitos.

Para aquellos padres que ansían poder practicar enoturismo en familia, cada vez son más las bodegas que apuestan por crear actividades pensadas para los más pequeños de la casa. Un ejemplo son las que ofrecen Bodegas Díaz Moreno,  que organizan unas extraordinarias jornadas de vendimia, poda y maduración, dependiendo de la época del año, jornadas muy recomendadas para disfrutar con niños, y que además incluyen la degustación de un menú típico de la región. También pensado para niños, la ya mencionada Dinastía Vivanco cuenta con un programa especial de talleres infantiles y actividades pensadas para el ocio en familia.

lux1539po-109651- BR -Spa Vinotherapie R Caudalie - swimming pool
SPA Vinothérapie® Caudalie Marqués de Riscal. Foto: Bodegas Herederos de Marqués de Riscal.

Una de las últimas propuestas definidas entre los paquetes de enoturismo es la realización de catas a la luz de las estrellas, como propone Bodegas y Viñedos Ilurce, en las que se pueden contemplar con un telescopio los planetas y las constelaciones mientras se saborea un buen vino. O el Spa Vinothérapie® Caudalie de los Herederos Marqués de Riscal, donde se reciben tratamientos vinculados a la estética y la salud que tienen a la uva como elemento protagonista. Sin lugar a dudas, actividades alternativas para aquellos que conciben el enoturismo más allá de la típica visita a una bodega.

2 comentarios sobre “Bodegas y enoturismo: propuestas para disfrutar de un otoño entre viñedos riojanos

  1. Muy buen artículo, esta publicación me resulta interesante ya que soy amante del enoturismo y por este motivo ya mismo tomo nota para tenerlo presente a la hora de planificar mi próximo viaje

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s